Top 05 tendencias de marketing digital para el 2018
20/12/2017
La transformación digital es fundamental en todos los sectores.
El gran freno de la transformación digital que suele pasar desapercibido
13/02/2018

Redirecciones 301. Cómo cambiar de web y no morir en el SEO

Cambiar una web puede ser un paso relativamente sencillo o complicarse hasta el infinito. A Google hay cambios que le gustan y otros de los que desconfía. Que mantengamos nuestra web actualizada y tengamos contenido fresco, eso le encanta. Que cambiemos las URL (la dirección http://www.etc.etc. que ponemos en la parte superior del navegador) es algo que no le gusta nada y puede ser muy contraproducente. Por lo tanto si tenemos una web por ejemplo en WordPress y queremos cambiar el diseño en principio las URLs se mantendrán y no habrá problemas. Pero como creemos una nueva web sobre una plataforma o lenguaje diferente y cambiemos menús y páginas afectando esto a las URLs vamos a tener que tomar muchas precauciones para no perder posicionamiento. Aquí van unas recomendaciones.

1 No cambies las URLs

El primer consejo es el más fácil. Si vas a cambiar de web intenta mantener las mismas URLs en la medida de lo posible. Aunque hay varias excepciones: Que sea técnicamente imposible; que sea mejor cambiar la estructura de la web y por tanto los directorios o que las URLs que tengamos en la web antigua no sean amigables (por ejemplo: dominio.com/8768776555-23134-dec). En estos casos será mejor empezar el nuevo proyecto con buen pie y plantearnos otra arquitectura.

2 Utiliza herramientas profesionales de crawling

Aunque la web sea relativamente sencilla, es habitual que haya URLs que ni te imaginas que existen. SEM Rush o Screaming Frog son buenas herramientas para indexar todas las páginas de tu web antigua, exportarlas a una hoja de cálculo y establecer una estrategia de redirección para todas ellas.

3 Haz redirecciones 301

En cualquier proyecto web o SEO las redirecciones son algo fundamental. Son fáciles de explicar: Consiste en indicarle a los navegadores que una URL ha cambiado y ahora tiene otra dirección. El 301 indica que esta redirección es permanente (en vez de la 302 que es temporal). Hacer esto tiene dos utilidades básicas. Para el usuario es básico porque, en vez de encontrarse un error 404 (la página no existe), irá a la nueva página correcta. Para Google esto también es fundamental porque así asigna el posicionamiento de la web antigua a la nueva.

Antes de hacer una redirección 301 tenemos que pensar si es estrictamente necesaria. Por una parte Google es un poco desconfiado y puede que nos baje un poco la posición y, por otra parte, si abusamos de las redirecciones nos podemos complicar la vida y empezar a hacer bucles. Es decir, que de una página vayas a otra, que a su vez te envía a otra, etc.

Si hemos decidido que sí queremos hacer la redirección la forma más fácil de hacerla en WordPress es con el plugin redirection. En la primera casilla ponemos la ruta de la página antigua y en la segunda la URL completa de la nueva ¿Por qué en la primera no hace falta poner el dominio y en la de destino sí? Porque sólo podemos redirigir páginas que están en nuestro dominio,  pero podemos enviar el tráfico a dominios externos a nuestra web.

Redirecciones 301 con WordPress

 

Como veis hay una casilla que pone “Expresión regular”. Esto es una buena noticia y una mala a la vez. La buena es que podemos redirigir muchas URLs a la vez que cumplan con algunos requisitos. Por ejemplo si escribo en url origen /pagina[/]? con la expresión “[/]?” estoy indicando que la URL puede tener una barra al final o no. Otro ejemplo, poniendo en origen ^/directorio/(.+) estaría indicando que redirija todas las URLs de “directorio” que contienen algún caracter más después de la barra. Aquí tenéis una tabla que explica todas estas expresiones regulares (en inglés).

Si no tienes WordPress o quieres hacer todas las redirecciones a la vez también puedes hacerlo directamente en el archivo .htaccess que encontrarás en la raiz de tu servidor. En él puedes meter en cada línea de código una redirección. Por ejemplo: Redirect 301 /viejo-directorio/ http://www.example.com/nuevo-directorio/. “Redirect 301″ indica que es una redirección 301. Luego metemos la URL de origen y después de un espacio la de destino. Esto os lo explica estupendamente Tomás de Teresa en este post (con generador incluído)

4 Organízate muy bien

  • Como decíamos en el punto 2 utiliza herramientas profesionales que te ayuden a descargar todas las URLs de la web antigua (también puedes sacarlas a través del sitemap).
  • Prioriza las páginas con muchas visitas desde SEO. Intenta mantener la misma URL o por lo menos garantiza que la redireccionas a una página concreta con la misma información.
  • También podemos dar prioridad a las páginas de los menús porque normalmente tienen más links internos.
  • A partir de ahí puedes empezar a hacer la redirección de directorios enteros. Ojo si una de las páginas anteriores está dentro de ese directorio no puedes hacer esta operación.
  • Asume el caos y vuelve a pasar las herramientas después de publicar la web para ver tanto los cabos sueltos (errores 404) como los bucles de redireccionamiento (páginas redireccionadas a otras páginas que a su vez están redireccionadas a otras.

5 Utiliza hojas de cálculo y estas fórmulas mágicas

Cuando manejas miles de URLs hay dos fórmulas claves para gestionar toda esta info en hojas de cálculo: Split (dividir el texto en función de caracteres) y Concatenar (concatenate)

Con Split podemos dividir en diferentes celdas tomando como delimitador la barra. Esto en Excel se pude hacer también entrando en el menú “datos” y pinchando en el botón “texto en columnas“.

Concatenate (concatenar) nos permite lo contrario. Cuando hemos trabajado los directorios por separado podemos volver a crear la URL completa con link y todo 😉

También nos puede servir esta fórmula para hacer todas las líneas de código con todas las redirecciones y meterlas directamente en el plugin o en el archivo.

En cualquier caso, es un trabajo muy tedioso y puedes tener claro que no te va a salir bien. En la última web que hicimos esto con 3.000 URLs por ejemplo nos equivocamos en varias redirecciones en bucle, pero es prácticamente inevitable. La clave está en reaccionar rápido cuando publicas la nueva web.

Concepto 05 Agencia de marketing digital madrid
CONCEPTO 05
Somos una agencia de marketing digital especializada en social intelligence. Acompañamos a marcas, empresas e instituciones en su proceso de transformación digital, implementando estrategias de social branding y creando contenido para construir marcas de alto valor.
Descubre cómo lo hacemos ;)


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *